El campo, pasado, presente y futuro

La Pandemia del COVID19 ha sacado a la luz muchas carencias y en España, un país donde el motor económico es el turismo, nos ha dejado muy tocados en el tema de ingresos, dado que se ha restringido los viajes, los mayores visitantes a España, británicos y alemanes pues se han quedado en sus países y veremos como miles de empresas, pequeños autónomos se verán obligados a cerrar sus negocios, por falta de clientes y de ingresos.

Países como Argentina, han apostado por introducir las nuevas tecnologías en el campo, drones, ordenadores que toman el control de las lluvias, sequías, regadíos, aplicaciones móviles, etc. Apuestan claramente por lo que es el futuro de un país, el campo ha sido para España una enorme fuente de ingresos, algo que se ha ido dejando por las continúas subvenciones por parte de Europa, cuotas lácteas que se iban disminuyendo para que se diese entrada a leche de Francia, carnes, hortalizas, naranjas. Los gobiernos tienen que apostar por el trabajo en el campo, retomar algo que se ha ido abandonando, una España vaciada, jóvenes que han dejado el trabajo de sus abuelos o padres y esos pueblos que han perdido su motor económico, han perdido su vitalidad, su vida.

Debemos luchar por recuperar ese motor, porque vienen tiempos difíciles, el país no puede estar importando lo que se puede crear aquí, tenemos buenas tierras, tenemos sol, mejor clima que el resto de Europa, dediquemos a modernizar nuestro campo, a repoblar nuestros pueblos, a evitar la dependencia de Europa.

Más medidas, más inversiones, para que el campo siga siendo presente, siga siendo futuro y no quede en el pasado.

RSS
Follow by Email