España y su atraso tecnológico

Una pandemia vino a sacarnos los colores a los españoles, demostrando que no somos el país tan maravilloso como algunos nos querían hacer creer, prueba de ello es que miles de hogares todavía ni tienen conexión a internet, equipos informáticos obsoletos, zonas rurales que ni señal de teléfono tienen, más ahora, que nos encontramos en una España vacía, zonas rurales abandonadas, con un número de vecinos cada vez menor, envejecido y desatendido.

Nuestros mayores necesitan de los máximos cuidados, pero nuestros hijos necesitan también servicios que en otros países son básicos y en España son los más caros, de mala calidad y a veces inexistentes.

Algunos dirán, ¡que importa si no tienes internet! pues ahora se ve su importancia, una pandemia nos demostró que seguimos a la cola en estos aspectos, miles de niños quedarán aislados, si no hay una enseñanza presencial, hogares que no tiene una conexión u ordenadores que les permitan seguir su formación.

Se ha tratado de subvencionar a la industria de los libros, pero como ya dije hace años, esas subvenciones deberían de haber apostado por el cambio al libro digital, a las plataformas digitales para que los alumnos puedan acceder a dichas plataformas y con pequeñas cuotas las familias ahorrarían en libros y dichas empresas, tendrían más beneficios, micro cuotas de todos los alumnos y una reducción de gastos, imprentas, etc.

El servicio de las empresas de telecomunicación en este país es de risa, algo que debería de funcionar como un reloj suizo, funciona más bien como una cafetera antigua.

Para darse de alta casi no es necesario nada, llamar por teléfono y al momento, te envían a un técnico y ya está, pero para darse de baja o cambiar de compañía, es ahí cuando empieza una odisea. Llamadas, contra ofertas, te piden que envíes documentación, copias del dni, etc. Algo que no te piden cuando quieres darte de alta, ahí todo les vale, tienen tu voz y todo es perfecto, pero para darte de baja ya la cosa cambia, penalizaciones que no existen, líneas que aparecen de más y no has contratado, en fin un infierno.

España tiene que ponerse las pilas, en este tema, unos servicios que deben de ser básicos para la ciudadanía y deben funcionar a la perfección, el colegio está a la vuelta de la esquina y miles de niños no podrán tener conexión con sus profesores y compañeros por unos precios que no se pueden permitir.

¿Comenzará una etapa en este país?

Por desgracia, yo creo que no

RSS
Follow by Email